Ahora 23:10 - 00:55Impostores (Estonia)

Cine azerbaiyano

Cine azerbaiyano

Localizado en el Cáucaso, Azerbaiyán es un país con tradiciones culturales e influencias que se extienden a todas sus expresiones artísticas, incluyendo el cine. Con un pasado que combina tradiciones musulmanas, árabes, rusas y del este de Europa, el cine de Azerbaiyán ha sido uno de los más prolíficos y desarrollados de su región, incluso llegando a ganar un Premio Óscar en 1995 para Sol Ardiente.

 

alexandre_michon

 

Alexandre Michon

La fiebre petrolera

Pero la historia comienza casi un siglo atrás del Óscar ganado, apenas años después de que los hermanos Lumiére sorprendieran al mundo con su innovadora máquina que grababa movimientos. En Azerbaiyán, un paraíso petrolero del Cáucaso, todo comenzó en 1898 cuando las primeras películas noticiosas fueron grabadas por un empresario ruso de familia francesa llamado Alexandre Michon, quien atraído por la fiebre petrolera decidió establecer un estudio fotográfico y comenzó a documentar la extracción de petróleo y la alta sociedad del país. Fire of the Bibi Heybat Oil Gusher y Oil Gusher in Balakhany, fueron dos de las primeras producciones cinematográfica del país.

La censura

Años después, en la primera década del siglo XX fueron otros extranjeros los que mantuvieron el desarrollo de esta novedosa industria en Azerbaiyán. Los hermanos Pirone, dos belgas también atraídos por el dinero del petróleo, establecieron un pequeño estudio en Bakú e invitaron a directores y actores extranjeros para comenzar a filmar en el país. De su estudio, las películas más importantes fueron dirigidas por el riso Boris Svetlov, quien lideró el cine del país con símbolos como La mujer y En el reino del petróleo y los millones.

Por aquellos días, los argumentos de las películas trataban sobre asuntos relacionados con el petróleo y era apoyado por magnates. Sin embargo, todo comenzó a cambiar en 1919 cuando el comunismo estableció la República Socialista de Azerbaiyán, y su industria cinematográfica fue nacionalizada. Entonces, los argumentos cambiaron para mostrar la lucha contra la ignorancia y las ventajas de la revolución.

 

arshin_mal_alan

 

Arshin se casa

 

soleil_trompeur

 

Sol Ardiente

El cine del país continuó tratando los mismos asuntos hasta la caída del régimen soviético en 1991. Con pocas excepciones, todas las películas representaban una glorificación del comunismo y sus líderes. A pesar de todo, algunos directores como Nikolai Leschenko se atrevieron a producir ideas diferentes con películas como Arshin se casa (1945). El filme, basado en una ópera que representaba a una sociedad burguesa, parece haber pasado la censura de Moscú solamente porque le gustó a Stalin, según los rumores de la época.

El éxito

Tras la caída de la URSS, el cine de Azerbaiyán recobró su libertad para tratar cualquier situación o argumento, y se dedicó frecuentemente a mostrar la vida del país desde la nueva perspectiva del libre mercado.

El momento más memorable para la historia del cine Azerbaiyano llegó en 1995 cuando el director Rustam Ibrahimbeyov recibió un Premio Óscar por el libreto de Sol Ardiente (1994), una película ganadora a Mejor Película extranjera.

Volver a Eurocinema

¡Suscríbete al boletín de noticias de Eurochannel!

¡No te pierdas nuestra más reciente programación, concursos y eventos.!